NBA: Durant vuelve a liarla: “Mira nuestro quinteto, ¿qué vas a esperar de este grupo?”

norteo estaba siendo una entrevista especial controvertida. Pero queriéndolo o no, a propiso o sin querer, Kevin Durantuna superestrella de tan alto nivel en la pista como tendiente al caos fuera del parque, terminó por soltar, en una entrevista con los compañeros de Bleacher Report, una tremenda declaración para con sus compañeros de equipo.

Las palabras poionido en duda la calidad de sus compañeros son tremendamente duras. Primero por ser, quiero o no el alero de los Brooklyn Nets, un ataque directo hacia ellos, con nombres incluidos.

“Mira nuestro quinteto inicial. Edmond Sumner, Royce O’Neale, Joe Harris, Nic Claxton and yo. No es faltar al respeto, pero ¿qué vas a esperar de ese grupo? Esperais que ganemos porque estoy ahí. Así que si lo ves desde es óptica, esperamos que juguemos bien porque ‘el número 7’ está ahí fuera”. Estas declaraciones se produjo tras la derotra ante Sacramento Kings por 153-121, en la que fue la major sangría de puntos (153) para los Nets desde la temporada 92-93.

KD7 y el liderazgo

Las palabras en las que Durant se limpia de responsabilidades sobre la marcha de unos Brooklyn Nets (6-9 en esta temporada) que vivió prácticamente en un huracán permanente desde que Joseph Tsai se puso en sus manos y en las de Kyrie Irving el presente de la franquiciaresuenan peor al oir sus comentarios acerca del liderazgo del equipo, un tema sobre el que Durant siempre ha estado señalado y sobre el que volverá a cuestionar tras estas declaraciones.

“¿No soy un líder?”, se preguntaba de forma retórica un poco antes. “¿Eso qué coño significa? Hay mucha gente que no dice que no soy un líder porque no le dije a Kyrie (Irving) que se vacunase. Vamos hombre. O que no condené que Kyrie que se fuera del equipo, llendozo a vivir su vida. No soy quien para decirle a un hombre hecho y derecho qué puede y qué no puede hacer con su vida”.

Desde allí, Durant prosiguió con normalidad la entrevista. No fue una charla en la que el alero explotara por una dura derrota, sino una conversacion en la que el de Washington simplemente habla de cosas. Y lo hace a su manera. Sin ningún filtro y sin ninguna conciencia, al parecer, de la enorme responsabilidad que tiene bajo sus hombros.Hijo de Los Brooklyn Nets desde la llegada de la gran pareja, una franquicia de NBA absolutamente entregada a sus designios.

Y el resultado es frustrante. Kevin Durant ha respondido siempre en la cancha, pero mas alla de ella es un jugador absolutamente indomableen el que cada día uno no sabe qué será lo que detone una nueva crisis con él.

Steve Nash y la petición de allanamiento

Rompamos una lanza por Durant. En muchos sentidos, el jugador es alguien abrumado. Más de una vez ha expresado, de soslayo, que sus problemas con directiva o entrenares no han lado por necesitar de mas y mayores agasajos.

“No fue una pregunta de decir -eh, necesito a todo el mundo a mi alrededor para hacerme mas fácil la vida-. No, quiero hacer mas fácil la vida de todo el mundo”. Durant puede tener un sentimiento muy normal. El del hartazgo de alguien que ve como todo el mundo está continuamente tratando de mantenerle contento al precio que sea. Y eso no es lo que un jugador de baloncesto de élite -y prácticamente nadie- quiere.

Un este contexto, Durant desvela parte de los motivos de los aspectos cruciales del inicio de temporada: su petición de traspaso y la actual marcha de Nash. “”No fue difícil solicitar un traspaso porque se trató de un tema de baloncesto. Les dije: ‘No me gusta cómo estamos entrenando. No me gustan los tiros. Me gustan los ejercicios. Necesito más.'”

Nadie estaba en la misma onda conmigo. Jacque Vaughn lo está. Tuve algunas quejas en el verano, y mis quejas no eran solo sobre mí, sino sobre cómo nos estamos moviendo como grupo”.

.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: